Reforma del Casino Republicano en Centro de Iniciativas Culturales

Zuera, Zaragoza. 1986

Se trata de un sencillo edificio de tres plantas que fue utilizado como casino y está situado en una esquina de la plaza del Ayuntamiento. Su ordenada planta y la jerarquía de huecos de la fachada le confieren una cierta singularidad dentro de su entorno. La rehabilitación respetó aquello que conforma el tipo del edificio, recompuso el orden de la fachada e introdujo el color y un friso pictórico bajo el alero como expresión de su carácter, y en el mismo sentido abundó en el papel de cada planta. La planta baja se acusa como zócalo del edificio con un revestimiento de piedra de Calatorao. En la planta primera, que es la principal, se eliminaron las particiones interiores, lo que puso en valor la estructura de pilares de fundición y recuperó la escala de una gran sala para actos y exposiciones, mientras que la planta segunda, que es de escala menor y actúa a modo de ático, se destinó a dependencias para actividades sociales. La operación interior más determinante consistió en separar la escalera en dos partes, de modo que el trazado curvo del tramo principal y la luz cenital que se introduce al desplazar lateralmente el segundo tramo enfatizan el carácter singular del uso de la planta primera y nos permite expresar esa condición con una amplia cristalera de entrada.

1/5