Parador Nacional en el Monasterio de Irache

Estella, Navarra. 2009

En colaboración con Blasco y Esparza

El Monasterio de Irache responde a la tipología claustral, pero es el resultado de diferentes actuaciones realizadas entre el siglo XIII y el XIX. Como consecuencia de estas reformas nos encontramos con algunos conflictos de articulación de elementos arquitectónicos, que en ciertos casos se han puesto de manifiesto tras las restauraciones más recientes. La estrategia consiste en colocar un cuerpo transversal en el lugar en el que ya estuvo edificado, recuperando con ello el orden de la tipología de claustro cuadrado que tuvo el Monasterio en el XIX. Este cuerpo está en la lógica del tipo adoptado en la ampliación del XVII, y ahora resuelve la conexión con las alas de habitaciones, situando el lobby de recepción en la parte central del monasterio y los salones en la parte renacentista.

1/2